Ireneo Filaleteo 1645-13-III

ENTRADA ABIERTA AL PALACIO CERRADO DEL REY.

EDITOR: FRITZ GOTTLIEB.    AUTOR: APIANO LEON DE VALIENTE.

CAPÍTULO 13.

“DEL USO DEL AZUFRE MADURO EN LA OBRA DEL ELIXIR”.

ACÁPITE  3.

Ireneo puntualiza:

  1. Que no se ha atrevido a hacerse cargo de su familia, para evitar ser reconocido como alquimista, y errado y vagado de país en país, sin poder guarecerse en ninguna morada segura.
  2. Y aunque por su específica preparación lo posee todo, como una vida ilimitada y riquezas y un conocimiento que ya es sabiduría, debe contentarse con poco, ya que su felicidad sólo radica en su contemplación alquímica, que le hace experimentar una gran satisfacción.
  3. Muchos que son extraños a este Arte Real, dicen que si conocieran este Arte, harían con él muchas cosas, como también antaño lo creía el mismo, pero esto no es así, porque se ha tornado prudente ante los peligros que ha debido arrostrar, viéndose obligado a escoger una vida más recogida y secreta. Cualquiera que haya escapado de un peligro de muerte inminente se vuelve más sabio y prudente, para el resto de sus días.
  4. El mundo que ha encontrado Fileteo está tan infecto, que principalmente las mujeres de los célibes y los hijos de las vírgenes están siempre bien vestidos y alimentados.

 

ANÁLISIS.

 

1.- El alquimista como consecuencia de los múltiples cambios internos y externos que experimenta, le conducen a   la Luz, sabe que posee un conocimiento superior, el cual no puede ser comprendido por aquellos que aún están inmaduros en el desarrollo de este Arte, esto obliga al laborante a permanecer separado del resto de la humanidad, porque sabe que en ninguna parte será comprendido, y por ello se transforma en un ser íntimamente solitario, porque sabe que su conocimiento no es transmisible a  terceros ignaros  marcados por un existir pedestre, sino sólo a aquellos que hablan su propio idioma, y que con el exponer abiertamente su saber, tan solo le expone  la peligrosa reacción de un vulgo movido por fuerzas emociones de muy baja condición.

Imagen relacionada

2.- Ya, aunque se sabe poderoso en el hacer, pues domina los Arcanos que le permiten una existencia prácticamente sin límites en su extensión, y una Sabiduría superlativa, debe contentarse con la meditativa contemplación alquímica. De modo, como digo, sus estados de plenitud quedan reducidos al conocimiento del sistema (Primer ¨Régimen de Mercurio) que le permite permanecer conectado con el Alkahest. Allí encuentra su verdadera vida, la real unión con el Mercurio Divinizador, que justifica todos sus esfuerzos y desvelos en pro de la elaboración y ascenso de su Vaso o Cuerpo.

 

3.- Muchos que son extraños a  ese Arte, creen que si conocieran y desarrollaran este conocimiento, llevarían a cabo miles de proyectos, que podrían multiplicar las acciones humanitarias. Sin embargo, Filaleteo afirma que se volverían más sigilosos y más prudentes, porque aún no son hábiles para emplear los subterfugios propios del medio, que les permita ocultar o justificar sus acciones alquímicas, y se ven impedidos de hablar con la verdad, porque se exponen a un verdadero peligro, de modo que guardan en secreto todo lo que realizan.

 

4.- Sabe que el conocimiento y poder generado por la Alquimia despierta la envidia y una clara irascibilidad en los demás.

Sin el auxilio de este Arte Regio, el mundo sigue alimentándose de una forma engañosa, al ingerir  continuamente un alimento artificial que lo hace poderoso en el plano material, pero desconoce la real fusión que está por sobre el mundo de las formas. Esto es, la Unión de lo Superior con lo inferior, o como ya se ha dicho, del Alkahest con el Mercurio Coagulado.

Fileteo ha encontrado un mundo tan infecto que, en su opinión los únicos que están bien vestidos y bien alimentados son las mujeres de los célibes y los hijos de las vírgenes.