Get Adobe Flash player

Ireneo Filaleteo Cap 15 – IV

REFLEXIONES MENORES SOBRE LA ENTRADA ABIERTA AL PALACIO CERRADO DEL REY.

EDITOR: FRITZ GOTTLIEB.       AUTOR: APIANO LEON DE VALIENTE.

“DE LA PURGACIÓN ACCIDENTAL DEL MERCURIO Y DEL ORO.”

Capítulo 15 Acápite 4

 

Durante el desarrollo del proceso Alquímico, de la vía larga,  nos encontramos con frecuentes e inconmensurables oleadas de fuegos abajados, que amenazan con derribar los pequeños y dificultuosos avances que logra hacer el Alquimista.

Predominantemente entonces, campea en esta palestra el genio guerrero de Diana.

 

Para que la materia no trabajada que es durísima pero también frágil, no sucumba, Diana se cobija en los brazos de Venus, la diosa del Amor, a fin de atemperar las iras, odios, y ansias destructivas de esta etapa, de otra manera, el cuerpo físico, emocional y mental del laborante, no resistiría la labor emprendida, y debería abandonar la confección de su Gran Obra.

“Reza al Todopoderoso para que te revele esta misteriosa unión de Venus y Diana.”

“Lo ya referido, esto de Diana y Venus, lo he explicado al pie de la letra, muchas veces, en los capítulos anteriores, donde te he expuesto este secreto con un lenguaje llano y claro. Pon atención en ello, porque no hay una palabra o un punto superfluo ni falta ninguno.”

ANALISIS

Los avances de la Alquimia, siempre deben estar rodeados por un fuego homogéneo, templado y uniforme. (Solve et Coagula). Por ello deben ser sofrenadas todas las tendencias de acelerar la Obra por un fuego desenfrenado, de allí que diga que Diana, la diosa guerrera, puede completar la Obra, siempre que esté envuelta en los inviolables brazos de Venus, Diosa del Amor.

Venus en Roma, madre de Eneas y esposa de Vulcano, Afrodita en Grecia, diosa del Amor y la Belleza .
En la mitología griega Artemisa o Ártemis es la hija de Zeus y  Leto y la hermana gemela del dios Apolo. En la época romana  fue conocida como la diosa Diana, la cazadora. Se la identifica por su gesto preparando su arco para disparar.

Dice Filaleteo: “Ya te he explicado este secreto expresándolo de una manera sencilla. En mis dichos no hay palabra alguna que falte o esté demás. Ora al Todopoderoso para que te revele este misterio.”

 

 

 

Los comentarios están cerrados.

Regístrese en la comunidad
para recibir información y artículos sobre
Alquimia Tradicional de Alto Grado

Categorías